Diseñadores invitados.

Hoy: Raúl Ruano

Pronósticos de Año Nuevo

Qué caro se vende nuestro invitado de hoy. Más de tres meses ha tardado aquí el amigo en aceptar nuestra propuesta. Pero se lo perdonamos porque es eso, amigo; y porque sabemos que detrás de su vis cómica coexiste (muy en el fondo) una persona tímida. Con todos vosotros, el único e inimitable Raúl Ruano.

Last night a DJ saved my life

Ahora que los noventa vuelven a estar de moda (si es que alguna vez se fueron), podemos ensalzar sin ningún tipo de pudor todo lo bueno que esta década nos dejó. Y una de esas cosas es la obra gráfica de Raúl Ruano. No nos confundamos. Raúl no es tan viejo. Su trabajo no puede ser más actual, pero bebe directamente de los conceptos gráficos que giraban en torno a esta década prodigiosa.

Vale. Puede parecer que nos aferramos al término “noventero” para evitarnos el trago de tener que definir su caótico y bizarro eclecticismo estético. Pero… ¿que son los noventa vistos con las gafas del 2019? Pues eso: caos, “bizarrismo” y eclecticismo. Y mucha música. Y es que Raúl forma parte de esa lista de diseñadores cordobeses que además son o han sido DJs. En su caso, también ha arriesgado como cantante, guitarrista y, de paso, se ha dejado influir hasta extremos insospechados por la música de los 90.

No en vano, lo que le llevó a dedicarse a esto del diseño fueron las portadas de discos y carteles de conciertos de esta década. Así nos ha salido.

Copia, copia y déjate copiar

Raúl, en su entrañable y santa inocencia, afirma que, aunque haya estudiado Gráfica Publicitaria, ha aprendido a diseñar con la ayuda de sus amigos y, además, copiando a otros. Cualquier otro diseñador utilizaría un eufemismo un poco más elegante para copiar: “investigar”, “buscar referentes gráficos”, “estar al día de los corrientes estéticas” y un largo etcétera de sinónimos que quedarían mucho mejor.

Pero no. Si por algo destaca Raúl Ruano es por su honestidad (brutal) y su brutalidad (honesta) a la hora de hablar. “Copia” para aprender, para investigar nuevos estilos y técnicas de diseño. “Copia” de portadas de discos, de carteles, de películas, de fotografías, de otros autores…

Por regalarle el sinónimo perfecto, diremos que Raúl es una esponja dispuesta a absorber y aprender constantemente, siempre en una búsqueda permanente. Y esa es su grandeza como diseñador.

De esa búsqueda, salen de su mente y ordenador (aunque lleva dibujando a mano desde pequeño) collages, diseños y otros monstruitos.

La bruja que come hamburguesas

Además de trabajar para diferentes marcas como diseñador freelance, Raúl se acaba de embarcar en un proyecto personal que verá la luz muy pronto: Burger Witch.

Bajo esta marca se van a empezar a comercializar algunos de sus diseños en forma de camiseta (para llevarlos siempre cerca del cuore).

Nosotras lo llevamos en el corazón sin necesidad de camisetas. Y no solo porque nos haya regalado esta maravilla de portada para nuestra página en Facebook.

Raúl Ruano para Sábado Comunicación Digital