Y yo, ¿para qué quiero un blog?

Pronósticos de Año Nuevo

Sabes perfectamente lo que son y los lees a casi a diario, pero todavía sigues preguntándote: ¿para qué quiero un blog? Pues te lo vamos a contar. Y si sigues sin quererlo, allá tú.

Posicionamiento orgánico a través del blog

Retírale el saludo a aquel que te diga que para posicionar tu página web en Google tienes que esconder páginas con textos incoherentes en los que aparezcan 7 millones de veces las palabras clave de tu negocio (“los mejores collares en Cuenca son los nuestros, por lo que si buscas los mejores collares en Cuenca, no dudes en venir a nuestra tienda, tenemos los mejores collares en Cuenca”). NO SIRVE PARA NADA. Esto es pan para hoy, hambre para mañana. El todopoderoso Google no tardará en pedir tu cabeza.

Apuesta por el posicionamiento orgánico. Y una de las mejores formas de atraer a los buscadores de internet es contar con un blog en tu web. Por un lado, por el contenido, en el que se incluyen de forma natural palabras clave relacionadas con tu negocio que mejorarán el SEO de tu web.

Pero no solo eso, mantener un blog corporativo atraerá visitas a tu web y te puede ayudar a generar enlaces si creas un contenido que a tus lectores les apetezca compartir -mejorando el posicionamiento y reputación de tu web-. Además, a través de tu blog puedes enlazar a otros, propiciando así que otros te enlacen.

Reforzar tu imagen de marca

Los lectores de tu blog no nacieron ayer. Saben perfectamente que eres una empresa y, como tal, algo quieres venderle. Pero veámoslo con un ejemplo cercano. En mayor o menor medida, a nadie se le escapa que Operación Triunfo quiere venderte un producto -esos jóvenes cantarines que serán, o no, cantantes un día-. Sin embargo, ni el más indie está libre de pecado y quien más, quién menos, ha visto alguna edición. La “venta” está vestida de entretenimiento y, como tal, nos entretiene.

A través de un blog corporativo, la marca puede dejar entrever su filosofía, su posicionamiento frente al mundo que nos rodea, contarnos su metodología o promocionar sus productos y servicios. Y todo, bajo un formato que -si se hace bien- da gusto consumir.

Bonus track: Recuerda que para reforzar la identidad de marca es fundamental cuidar el aspecto estético de tu blog. La imagen tiene que estar en consonancia con tu identidad visual y facilitar la legibilidad del texto.

Ganarás autoridad en tu sector

Si en casa no eres el dueño del mando a distancia, tienes la oportunidad de desquitarte y, al menos, tener autoridad en internet. Todo gracias a tu blog corporativo.

Pero, ¿a qué nos referimos con esto de la autoridad? Para empezar, nos referimos a que, si muestras que sabes de lo que hablas ante tus lectores, estos confiarán en tu palabra de experto en tu sector. Recurrirán a tu blog en busca de información fiable y estarán más predispuestos a contratar un servicio contigo o a comprar uno de los productos que comercializas.

Vale, dirás, ¿pero eso no es lo mismo que decíais con lo de la “imagen de marca”? Sí, pero mucho más. Convertirte en un referente informativo de tu sector de actividad también dará autoridad a tu página web de cara a los buscadores. Domain Authority, que le llaman. Y es uno de los conceptos de SEO más importantes.

Domain Authority

La base de este concepto se puede explicar de manera sencilla, aunque en realidad tiene su intríngulis, de la siguiente manera: el buscador se basa en la confianza de los usuarios y lo relevante que les parece esa web o blog a la hora de consultar contenido como criterio para decidir qué web es mejor que otra.

Para mejorar en Domain Authority es, por lo tanto, esencial generar contenido de valor para los usuarios en el sitio web. Y para esto, lo adecuado es mantener un blog corporativo y tener en cuenta una serie de aspectos:

  • Comparte las diferentes entradas del blog en redes sociales para conseguir lectores. Obvio.
  • Incluye en los artículos enlaces internos a otros artículos y secciones de tu web, para que ganen relevancia.
  • Introduce enlaces externos que tengan una buena autoridad de dominio e intenta conseguir que estas webs te enlacen a ti.

Estos son solo algunos motivos por los que tu marca debería poner en marcha -¡y mantener!- un blog corporativo. Si necesitas más, tenemos otros.

By | 2018-03-12T17:42:36+00:00 febrero 13th, 2018|Pensemos, Sábado|